Las empresas españolas no se protegen lo suficiente en internet y redes sociales


En España cada vez aumenta más la cifra de víctimas de robos de identidad en internet y redes sociales, ya que actualmente al menos un 25% de los españoles afirman haber sido víctimas directas de este tipo de delitos electrónicos.

El problema reside en que, a pesar de los grandes avances que existen en cuanto a sistemas de seguridad informáticos que ayudan a proteger la privacidad en internet y redes sociales, muchos pasan de largo y no se detienen a considerar la seriedad de esta problemática, o no consideran que podrían ser víctimas de este tipo de crímenes.

Cada vez más empresas afectadas

Alberto Hernández, un ingeniero de Telecomunicaciones que es uno de los más grandes expertos en materia de ciberseguridad dentro de España, y quien es a su vez directivo del Instituto Nacional de Ciberseguridad, maneja cifras alarmantes sobre los problemas de ciberseguridad en internet y redes sociales.

Hernández afirma que “En 2016 gestionamos 115.00 incidentes de ciberseguridad en España frente a los 49.000 de 2015 y los 18.000 de 2014. Pero realmente cada día identificamos una media de 100.000 sistemas comprometidos o infectados, llegando algunos días a los 400.000”.

Explotan las vulnerabilidades

El ingeniero afirma que no se debe confundir ataque con incidentes de ciberseguridad, ya que los ataques son dirigidos directamente contra algún sujeto o institución, mientras que los incidentes suelen darse por problemas de software, y estos están aumentando rápidamente gracias al “internet de las cosas”.

Con el “internet de las cosas” cada vez más dispositivos se conectan a las redes de internet, y no todos estos dispositivos cumplen con las mismas medidas de ciberseguridad, y es en este caso el usuario debe tomar las medidas necesarias para evitar estas vulnerabilidades, como mantener sus sistemas actualizados.

Al respecto, el ingeniero agregó que “Es que miles de empresas están sin parchear desde 2007, es decir, que no han actualizado sus programas informáticos. WannaCry explotaba una vulnerabilidad que estaba corregida con una actualización de Windows desde marzo de 2017, dos meses antes. El daño en reputación es enorme y, sin embargo, en muchos casos no hacemos prácticamente nada por protegernos”.

La mejor manera de que las empresas puedan proteger sus sistemas por completo ante los ataques en internet y redes sociales es contratando los servicios de una empresa especialista en ciberseguridad que le ayude a blindar todos los sistemas sensibles de su compañía.